28 jun. 2012

Tatuaje a fuego

Qué duro es mirar atrás, qué fácil es romper en lágrimas,qué amarga es la despedida cuando sabes que no hay mañana.
Qué penosos son los momento, qué triste es lo pasado, qué difíciles son los recuerdos cuando sabes que todo ha acabado.
Cuántos días vividos, cuántas conversaciones inacabadas, cuántos versos escritos se quedarán grabados en mi alma para ser siempre recordados dibujándome un sonrisa en mi cara.


No hay comentarios:

Publicar un comentario